14 may. 2011

Mirando el Juego de la Oca...


Tiempo de ocio, de considerar cosas realmente innecesarias en la vida.
Ok, vale, en este momento puede que esté mirando algunos videos del Fleki en el juego de la Oca, pero ta, el que no conozca a Emilio Aragón carece de cultura nacional (vale, no hay Juárez ni hidalgos, pero al final es la misma idea ¿no? Un enfermizo deseo de asociarnos ya sea Europa y EEUU rechazando lo que se defiende al mismo tiempo como “mexicanidad”).
                Vale, el juego de la Oca puede que no sea el  mejor ejemplo, hay muchos más, otros más divertidos que aquellos; por ejemplo, no sé… no tengo ninguno.
                Han pasado por ese estado en el que luego de tomar demasiado alcohol quieren más, creo que ya entiendo por qué, no es que queramos seguir tomando, sino que la deshidratación que produce el alcohol hace que deseemos beber algo, como el contexto nos lleva a la cerveza, hace que queramos beber más alcohol, pero en realidad cualquier liquido puede satisfacer  el mismo deseo.
                Vale, lo digo porque llevo varias cervezas y me acabé la última; así que ya no puedo tomar y trato de justificar el deseo con una explicación lógica.
En fin…
Jodanse…